Giro del mercado agroquímico Latinoamericano

José Perdomo, presidente de CropLife Latin America, mencionó que el mercado agroquímico va en una nueva dirección: procesos acelerados de aprobación de productos en Brasil, y lo que se anticipa en el sector en varios países latinoamericanos por la Comunidad Andina de Naciones.

Luego de un estancamiento de varios años, investigadores de la empresa especializada Phillips McDougall, denotan un repunte del mercado de agroquímicos en Latinoamérica.

Según Perdomo el mercado en Brasil crecerá modestamente este año, con los inventarios normalizándose. Esto se debe, en parte, al uso de productos en una plaga significativa (Helicoverpa spp-cogollero), la cual ha sido finalmente controlada.

Por supuesto, la guerra comercial entre China y Estados Unidos le ha dado una posición de liderazgo a Brasil y Argentina en el comercio de granos con China. La región está optimista debido a la gran proporción de tierra arable que tienen y menos aplicaciones.

Lea también: 1er Expo Congreso Internacional de Palma Aceitera

Sobre la mayor aprobación de productos en Brasil durante el año anterior y el primer semestre de este año, comentó el directivo de CropLife que hay 32 ingredientes activos esperando, 15 fungicidas, 9 herbicidas y 8 insecticidas, la mayoría ya aprobados en países de relevancia agrícola.

Grupos agrícolas nacionales, con el apoyo de la industria brasileña y otros interesados, buscan cambiar la Ley de registro de plaguicidas y esto fue aprobado por un comité parlamentario brasileño el año pasado.

Perdomo expuso que hacen esfuerzos para tener una evaluación de riesgo clara y directa para la aprobación de plaguicidas a través de la coordinación del Ministerio de Agricultura de Brasil.

Países Andinos

El director de Croplife, al referirse a la reciente resolución de la Comunidad Andina de Naciones que entrará en vigencia el 2024 basada en el aprobado Manual Técnico Andino para el Registro y Control de Plaguicidas Químicos de Uso Agrícola, dijo que permitirá una implementación flexible por cada estado miembro, de acuerdo a sus capacidades institucionales y recursos.

El Manual será un punto de partida y cada país construirá sus recursos con el paso del tiempo. Todos los estados miembros tendrán que actualizar sus sistemas para implementarlo, pero lo importante es que existe el compromiso de hacerlo.

Respecto a la clasificación de carcinogenicidad, el artículo 15 de la decisión 804 determina que las autoridades revisarán las solicitudes de registro de un plaguicida químico de uso agrícola, fundamentándose en los criterios y los métodos establecidos por organismos internacionales reconocidos, como: FAO, EPA, CIPAC, EFSA, OMS e IARC.

Sin embargo, agregó, los estados miembros deben adoptar la metodología de la EPA (sigla en inglés- Agencia de Protección Ambiental de los EE.UU), incluyendo la de evaluación del riesgo.

“Hemos apoyado esto ya que establece un marco más robusto y científico para la evaluación del riesgo, en lugar de generar un rechazo inmediato a cualquier peligro potencial. De hecho, personal de la EPA viajó a cada país de la región Andina para capacitar sobre sus métodos y lógica detrás de las evaluaciones del riesgo”.

José Perdomo, presidente de CropLife Latin America

El cambio principal es la armonización de la clasificación en la región, y la adopción de métodos reconocidos a nivel global. Estos países han utilizado diferentes métodos, y Perú ha usado una mezcla de varios métodos.

Todos estos han evolucionado, sin embargo, entre algunas quejas constantes está el llamado a la necesidad de tener estudios adicionales. Este cambio traerá prácticas comunes a nivel internacional.

Se trata de dos Modelos para la Simulación de la Exposición de Plaguicidas en el Agua diseñados con Waterborne Enviromental, CropLife Latin America, la Cámara Procultivos de la Andi-Colombia y Cultivida-Perú.

Son herramientas diseñadas para cuantificar la exposición de plaguicidas de uso agrícola en los cuerpos de agua vecinos después de efectuar una aplicación en un cultivo.

Los modelos permiten cumplir con la evaluación escalonada de la exposición de agua que exige la Norma Andina 804 y su Manual Técnico Andino, y aseguran una mejor evaluación de los productos para la protección de cultivos a la hora del registro.

También permiten evaluar el impacto de medidas de mitigación y contribuyen a la implementación de medidas para asegurar un uso seguro para el medio ambiente.

Los nombres de los modelos son: Andean Aquatic Screening Tool (AAST) y Andean Pesticide Exposure Simulation Tool (ANDES). ASST cuantifica rápida y fácilmente los niveles de residuos en aguas superficiales y ANDES se desarrollaron con base en las condiciones climáticas, de suelo, cultivos y prácticas agronómicas de los países andinos.

En Perú estos escenarios se aplican a cultivos de tomate, maíz y espárragos. El concepto de evaluación escalonada y las herramientas de modelaje con las que hoy cuentan las autoridades peruanas y colombianas, son utilizadas en EEUU, Canadá, Australia y Japón y son aplicables a otros países de América Latina.

FUENTE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: